Manu Estrada presenta su primer álbum discográfico «Baileciteando»

«Me gusta más pensar en el horizonte

de la música, no del mío personal»

 

por Lic. Maria Eugenia Montero

El músico jujeño Manu Estrada presentará esta noche a las 21, en el Teatro El Pasillo (José de la Iglesia 1190), su primer material discográfico, “Baileciteando”.

Este joven cantautor jujeño dice que sus inicios en la música, tienen que ver con su infancia, transcurrida en el taller de luthería de su padre, donde confluían  varios músicos y poetas.

Inició su carrera musical en el ambiente folklórico de su provincia, tocando en diferentes espacios populares de la escena y compartiendo escenario con artistas consolidados en la escena.

Más adelante se radica en la provincia de Córdoba, donde se proyecta como compositor e inicia un recorrido con sus canciones. Es parte de una generación capacitada en la Universidad de Villa María por músicos docentes de gran renombre.

En 2020 fue finalista del certamen pre Cosquín en dos de sus ternas.

La pandemia lo trajo de nuevo a su provincia, y desde aquí está lanzando este primer disco solista.

Cabe recordar que en su edad adolescente, fue integrante del grupo Alma Jujeña y luego de la formación Los Docitos, que dirigía Marcelo “Pichón” Córdoba, músico, compositor fallecido, que es además su padrino.

“Baileciteando” resume el universo sonoro del noroeste argentino desde una óptica fresca y joven.

Consta de diez tracks donde se desarrolla una profunda búsqueda estética sobre el bailecito, género de música folklórica argentino/ boliviana. El álbum propone una visión unificadora de la cosmovisión andina con las texturas y formas de la música contemporánea. Una nueva mirada sobre la tierra, el paisaje y su gente, los personajes de la cultura, la vida y la muerte con la voz de este joven cantautor jujeño.

Sobre la selección de temas de este disco, explica en conversación con Enlace Cultura Jujuy, que “todas las canciones de autoría propia, salvo ‘El vuelo’, que está hecho en conjunto con Adrián Temer, otro gran maestro y amigo de mi camino. Yo hice la música y él le puso la letra a este bailecito. Las demás son mías en letra y música”.

“Todas estas canciones están compuestas en un tiempo ininterrumpido. Fueron sucediendo una detrás de la otra, en un momento indicado. Entonces muchos de lo que venía haciendo para atrás, no entró. Yo sentí que hubo un momento en que mis canciones comenzaron a tomar como un mismo paisaje, y a conservar un discurso, a decir algo más concreto y ya no tanto una búsqueda. Hubo un momento compositivo en mi vida, en que empecé a sentirme cómodo creando, y ahí nacen estas canciones que cuando llego a tener el número más o menos como para un disco, fluyeron”, comparte.

Dice que las letras hablan específicamente de San Salvador de Jujuy, que es donde se crio. “En las canciones se nombran algunos barrios de la ciudad, su geografía, y sus costumbres. Un poco porque se da así, de manera espontánea, porque es el lugar que habité toda la vida, y decanta en lo genuino que uno quiere decir. Porque de pronto, fuera de Jujuy, se contempla como música jujeña, a la música quebradeña, humahuaqueña, puneña. Pero San Salvador tiene otro sonido, y otras formas, otros tiempos, y suena más urbano”, se explaya.

 

Sobre la grabación

Este disco se comenzó a grabar en Villa María, Córdoba. “Está construido sobre dos guitarras, que grabamos con Matías Doneto de Bell Ville; el bajo de Tomás Mercó de Córdoba capital; y la percusión de Agustín Galván, de Río Negro; y el piano, de Luciano de La Rosa”, cuenta.

“Luego en Jujuy, me interrumpe la pandemia, donde yo quería grabar los charangos e instrumentos más andinos. Lo hicimos luego en el estudio de Adrián Simón (AS Estudio). También cuenta con la participación de Juan Carlos Liendro en flauta traversa, grabada en Buenos Aires”, continúa Estrada.

Hay también un invitado de Mendoza, Nicolás Perez, que estará en la presentación del disco esta noche en Jujuy.

Se mezcló, se editó y se masterizó, un poco en Jujuy y un poco en Villa María, y se terminó con el sello independiente Elefantes en la Habitación, que le permite encontrarse en un catálogo de música

Entiende que la mirada de su trabajo como creador, “es pensar más en la obra que en uno mismo. Me gusta más pensar en el horizonte de la música, no del mío personal, hacia dónde llega y hacia dónde irá. Se fue dando que yo me posicione más como compositor. Hay gente que ya está cantando canciones mías, en Buenos Aires, Córdoba y Jujuy. Para mí eso es un horizonte, o un abismo infinito hacia dónde va la música”, dice con gran convicción.

Y concluye, que “por eso proyectarla en algún lugar no tiene sentido, porque la vida te sorprende. Personalmente, no pretendo más que vivir tranquilo, haciendo lo que más amo y lo que se hacer. Tratando de hacerlo cada vez con más calidad, y soltura”.

 

 

 

 

About the Author: