Falleció el maestro Carlos Esquivel

Un grande de las artes visuales en Jujuy,

destacado sobre todo

en la escultura en madera

Hace casi un año, Carlos Esquivel, exponía una de sus últimas producciones grandes, en un esfuerzo colectivo junto a su hijo Misqui, y la artista Andrea Campos. “Anfitrión de los sentidos” se tituló esa muestra que hablaba de la tierra en el mes de la Pachamama, y que estuvo a disposición del público durante el mes de agosto de 2018. El gran artista de la madera que alcanzó nivel nacional con sus creaciones, falleció el lunes en nuestra ciudad.

El ambiente de la plástica está de luto, porque sin dudas es uno de los nombres más representativos de una época. Fue un creador multifacético y multidisciplinario.

Su nombre completo fue Carlos Alberto Esquivel. Nació en Jujuy en 1959. Trabajó la escultura, la pintura y el dibujo y se especializó en artesanías en talla.

Realizó innumerables muestras en la región y en el país, y fue convocado en varias oportunidades como jurado de concursos plásticos.

La artista plástica jujeña Viviana Cortés manifestó su tristeza por esta pérdida en la provincia, y destacó que “más allá de que trabajó generalmente en esculturas de dimensiones medias y grandes, también se dedicó a trabajar con los artesanos tallistas en madera. Tuvo muchos logros dentro de las artes visuales de Jujuy, ya que fue un artista totalmente reconocido por los locales. Tiene una importante colección de obras en su taller, en un emprendimiento propio que tiene en su casa. Y ha dejado un legado hermoso para Jujuy, ya que se considera uno de los escultores con una representación muy personal de figuras, que se destacó en el manejo del material. Fue un gran representante de nuestra provincia”.

Andrea Campos por su parte, el año pasado, en oportunidad de la inauguración de la mencionada muestra “Anfitrión de sentidos”, manifestaba su honor de poder exponer por primera vez junto al maestro Carlos Esquivel, quien sin dudas había sido el que llevó adelante el eje de la propuesta, y quien incluso le puso en nombre, atendiendo a los estilos de ella y de su hijo Misqui Equivel. Ayer, Campos expresaba “un honor haber conocido a un gran maestro como fue Carlos Esquivel, un hombre de gran humildad y sabiduría, capaz de entregar vida y enseñanzas. Me quedo con sus charlas siempre mágicas y su mirada tranquila. Que su luz fortalezca a la familia Esquivel, y que sus palabras se graben en todos los que lo hemos conocido”.

Realizó, falleció ayer y dejó un gran legado entre todos sus colegas y ciudadanos en general. A lo largo de su carrera distribuyó sus obras por los lugares más prestigiosos de la provincia y llevó sus conocimientos a todo el país en eventos de gran magnitud.

Los primeros años de su vida, vivió en el Barrio Mariano Moreno de la capital jujeña, y más tarde se mudó a la ciudad de Palpalá, donde montó su taller y su morada particular. taller particular.

Una de sus grandes obras fue el púlpito de la iglesia Santa Rita, con detalles que hablan sobre citas de Biblia, y además hizo el cetro y la corona de la Reina Provincial y Nacional de los Estudiantes.

Expuso en importantes salas como la Casa de Jujuy en Buenos Aires, en el Centro Cultural Culturarte de la capital jujeña, en el Museo “José Antonio Terry” de Tilcara, en las salas de la empresa Ledesma de Calilegua, etc.

 

 

About the Author: